mal aliento

A veces no es fácil identificar que tenemos mal aliento. Es posible que haya un mal sabor en la boca o vemos que las personas con las que hablamos se alejan de nosotros.

Una de las causas del mal aliento, o halitosis, es la acumulación de placa bacteriana en exceso en la superficie de los dientes, provocada por una deficiente y reprochable higiene bucal.

Al ser identificada, podremos tratarla de inmediato. Los dentistas incluso aseguran que este exceso de placa dental puede tratarse en casa y se elimina con cepillarse los dientes, usar hilo dental y enjuague bucal de forma constante y habitual, al menos dos veces al día.

Ahora, el tratamiento se complica si hay sarro, que es más duro que la placa dental y la única forma de eliminarlo es con una limpieza dental profesional en el consultorio del odontólogo, con una frecuencia de seis meses, si aparece de nuevo.

Aparte de la placa, hay otros factores no bucales que provocan mal aliento, como problemas en el funcionamiento del tracto digestivo, que va desde la garganta hasta el estómago, por lo que sería necesario un tratamiento más completo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*