Comportamiento de la perdida del primer molar permanente

Continuaremos hablando del comportamiento de la pérdida del primer molar permanente. Debemos saber que los molares son dientes permanentes muy susceptibles a las caries ya que su morfología cuenta con fosas, cúspides y surcos en donde se acumula una importante cantidad de placa dentobacteriana. Además se encuentra en continuo contacto con el ácido bucal.

Las caries son la principal causa de la pérdida de los molares. Esta infección se desarrolla de manera rápida en los molares permanentes y puede evolucionar en seis meses de una manera incipiente causando lesiones avanzadas, hasta poner en riesgo a la cámara pulpar causando la exodoncia de los molares.

Cuando un niño no le da la importancia necesaria a estos molares son los primeros que se ven afectados en la boca. Únicamente la pérdida o alteración de los elementos de la oclusión se pueden considerar como un estado de maloclusión. Tengamos en cuenta que cada diente aislado es solo una parte de la cadena oclusiva.

La pérdida del primer molar puede desarrollar alteraciones como una oclusión traumática como consecuencia de la rotación y de la desviación de algunos dientes. Cuando falta el primer molar inferior genera una disminución del 50 por ciento en la eficacia de la masticación, ya que se genera un desequilibrio en la función masticatoria.

Foto | Flickr

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*