La erosión dental no siempre necesita ser tratada, ya que al chequear su evolución periódicamente un profesional puede evitar que el problema y por lo tanto que se agrave, pero en otros casos es importante llevar adelante un tratamiento para proteger el diente y evitar que la sensibilidad.

Siempre en todos de la vida se cumple el famosos dicho “es mejor prevenir que curar” y por ello para evitar en este caso llegar a la gravedad de la erosión dental existen algunos consejos saludables para que no se desarrolle o avance y son los siguientes;

• No incorpore a la dieta diaria productos ácidos y bebidas gaseosas a la hora de comer, esta actitud reducirá el número de ataques ácidos sobre los dientes.

• Beber con rapidez las bebidas dulces sin retener en la boca, pudiendo ayudarse con un sorbete que lleve el líquido a la parte posterior de la boca y así poder evitar el contacto prolongado con los dientes.

• Finalice una comida con queso o leche, ya que esto le ayudará a neutralizar el ácido.

• Mastique chicle sin azúcar después de comer, esto le ayudará a producir más saliva para ayudar a anular los ácidos que se forman en la boca después de comer.

• Espere por lo menos una hora después de cepillarse los dientes para comer o beber cualquier cosa ácida, ya que de este modo le da tiempo a sus dientes para aumentar su contenido de minerales de nuevo.

• Cepille sus dientes durante dos minutos dos veces al día con un cepillo de cabeza pequeña, mediana o de cerdas suaves con pasta dental enriquecida con fluoruro.

Imagen: Flickr

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*