estres herpes

El estrés es un síndrome que puede alterar la salud general, incluyendo la boca, ya que puede relacionarse con algunas patologías orales que debemos conocer para proteger nuestra salud bucal.

Aquí mencionaremos dos de las patologías más importantes relacionadas con estrés:

Llagas o herpes labial

Este tipo de llagas se trata de ulceraciones causadas por el virus del herpes simple y son muy contagiosas. Se manifiesta en ampollas que, llenas de líquido, aparecen por lo general en o alrededor de los labios, pero también debajo de la nariz o alrededor de la barbilla.

Se ha comprobado que el estrés emocional puede desencadenar un brote, así como otros factores, tales como: fiebre, quemaduras de sol o una abrasión dérmica.

Por lo general el herpes labial suele curarse por sí sola en una semana, pero puede ser tratada con medicamentos de venta libre y medicamentos antivirales recetados.

Consultar con su dentista o medico es lo más indicado cuando el problema se hace presente, ya que es importante comenzar el tratamiento ante los primeros síntomas como dolor de conformación en frío, efecto que se reducirá rápidamente si se comienza el tratamiento.

Enfermedad periodontal

Es bien sabido que el estrés puede conducir a la depresión, ya que distintos estudios han demostrado que los pacientes depresivos presentan el doble de riesgo a tener un mal resultado durante el tratamiento de la enfermedad de las encías, comparados con aquellos que no atraviesan por esta condición emocional negativa para la salud.

Los especialistas en su mayoría se encuentran de acuerdo en que el aprendizaje de estrategias para manejar el estrés repercute favorablemente sobre el tratamiento de la enfermedad periodontal y ayuda a reducir el riesgo a que empeore.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*