La técnica de la adhesión dental

En el siguiente artículo te enterarás todo lo que necesitas saber acerca de la técnica de adhesión dental. Es normal que al imaginar una sonrisa perfecta nos imaginemos los dientes brillantes y muy bien alineados, pero sabemos que son pocos los que llegan a cumplir esta condición. La adhesión dental podrá hacerlo posible, gracias a esta técnica estaremos eliminando las diferentes manchas dentales, las astillas y las grietas que, por diferentes razones, podrían aparecer.

Durante el tratamiento el dentista se encargará de aplicar una resina del color del esmalte sobre la superficie de los dientes, además de emplear un haz de luz que ayudará a fortalecer el material uniéndolo al diente. En términos generales parecerá una técnica simple, pero es muy importante acudir a un profesional que tenga facilidad para trabajar en ella.

Esta técnica de restauración dental es muy usada para poder restaurar los dientes agrietados, cariados o astillados, así como para mejorar la apariencia de dientes manchados, cerrar los espacios entre los dientes separados y hasta ayuda a cambiar la forma de los dientes.

El procedimiento no llega a demorar más de 30 a 60 minutos, se trata de una técnica que resultará totalmente indolora, en el caso de que se considere necesario se podrá aplicar anestesia local, a no ser que sea usado para rellenar un diente con caries que será necesario otro tipo de anestesia.

En primer lugar el dentista deberá preparar el diente para la adhesión dental. Entre los materiales usados encontrará una escala de tonos entre los que se podrá elegir el tono más parecido al de los dientes del paciente y que quede más natural. Entonces se deberá trata de manera superficial para que se genere la mínima rugosidad. Después se aplicará un material especial para facilitar la adhesión de la resina.

Para finalizar el tratamiento será necesario aplicar la resina y emplear la luz ultravioleta para lograr que se endurezca. En el momento en que la resina se ha endurecido el dentista tendrá que tratarla para así conseguir la forma deseada del diente. Deberá pulir los dientes para así conseguir que las piezas tratadas cuenten con la misma estética o apariencia que la dentición natural.

Para el cuidado de los dientes solo se deberá seguir una correcta higiene dental, empleando un cepillo de cerdas suaves que no rayen la superficie, el uso del hilo dental y los diferentes enjuagues orales. Además de las visitas periódicas al odontólogo.

Foto | Pixabay

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*