mal aliento

La halitosis o el mal aliento es una afección que puede deberse a diferentes problemas bucales y ataca a 30% de la población adulta. Sus causas se encuentran en una amplia gama, que comienza con la deficiente higiene bucal.

Es así como la mayoría de los casos, 90% es un problema oral, que se genera en la boca.

Lo primero es la acumulación de bacterias en la boca, lo que produce una placa bacteriana que hace que surja la halitosis o ese olor desagradable en la boca. Un dentista puede resolverla, realizando una higiene profesional cada seis meses.

La mala limpieza de los dientes es otra causa. Si no nos lavamos los dientes bien y de manera correcta es posible que tengamos halitosis, y no solo ello, si no que se desarrollen problemas bucales importantes. Esto se resuelve, tomando en serio la higiene bucal.

También las enfermedades bucales pueden provocar halitosis, como problemas en las encías entre los que se encuentran la gingivitis y la periodontitis. La limpieza profunda con el dentista es fundamental. Pueden aparecer aftas o úlceras, que son temporales, pero pueden causar mal aliento mientras están activas.

Fuera de la cavidad bucal, hay causas de la halitosis a tomar en cuenta, como los problemas respiratorios. La faringitis, por ejemplo, tendrá que ser tratada por el médico de cabecera para curar este problema que además puede dar otras posibles complicaciones más allá de la halitosis.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*