odontologia preventiva

La llamada odontología preventiva es la mejor medicina para los problemas dentales. Sus pilares son tres: excelente limpieza dental, alimentación balanceada y visitas periódicas al dentista.

El odontólogo es el único que podrá garantizar que nuestra boca está en perfecto estado y, al mismo tiempo, identificar cualquier problema que tengamos, poniéndole solución de la forma más adecuada.

Para mantener una dentadura saludable y la boca inmaculada, es importante seguir ciertas pautas, que se detallan a continuación:

-La importancia del cepillado. La columna de la higiene dental es el cepillado, que debe ejecutarse tres veces al día, después de cada comida, siendo el más importante el de antes de dormir. Debe ser suave, dedicado y constante en los dientes, lengua, paladar y mejillas.

-Hilo dental y enjuagues bucales. El cepillado es complementado por otros ritos dentales como el uso del hilo, el cepillo interdental y el enjuague bucal. Todos tienen la función de retirar la mayor cantidad posible de resto de comida de entre los dientes.

-Limpieza dental profesional. A pesar de la rigurosidad con la que se pueda hacer el cepillado y las otras actividades, la limpieza profesional es impostergable y debe hacerse con un dentista, al menos cada seis meses.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*