Nos seguiremos refiriendo al uso del fluor. Los preparados que usan los profesionales pueden venir en forma de barnices, geles y líquidos, en muchos casos estos se emplean en tratamientos específicos y hay que saber como utilizarlos, pero existen otros que se usan fuera del consultorio odontológico.

La forma más común de usarlos es mediante enjuagues dentales, las soluciones que son más efectivas son las que cuentan con fluoruro sódico, están pueden usarlas de las siguientes maneras:

Fluoruro sódico al 0.2 % que se usa en un enjuague dental semanal. Es muy común que se use en los asilos, colegio, hospitales, etc.

Fluoruro sódico al 0.5 %. Se emplean en los enjuagues diarios después de cepillarte los dientes (principalmente al despertarte y antes de irte a dormir). Se comercializa por varias marcas, pueden tener diferentes sabores y consistencias.

En algunas regiones se le agrega fluor al agua, en niveles aceptables para ser consumidos por las personas. Se le agrega una parte por un millón, equivalente a un miligramo de ion fluor en un litro de agua.

En algunas comunidades de España se está llevando a cabo este programa, podrás encontrarlo dentro de las comunidades de Gerona, Badajoz o Lorca – Letur en Murcia.

Foto | Flickr

Compartir
Artículo anteriorBulimia y sus efectos sobre la salud dental
Artículo siguiente¿Cuál es la causa de la DCM?
Avatar
Hola! Soy Leticia del Pino, trabajo como editora de contenidos y disfruto escribiendo sobre temas de interes como la odontología, la salud de los pacientes y los nuevos avances tecnológicos vinculados a la medicina en general.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*