Una declaración conjunta de 31 asociaciones, sociedad e instituciones profesionales del sector dental, y en especial de la rama de la ortodoncia, se declaró en contra de los tratamientos a distancia.

Son entes de 25 países, representados por el Consejo de la Federación Europea de Asociaciones de Especialistas de Ortodoncia (EFOSA), los que respaldan la declaración conjunta sobre los peligros la ortodoncia del “Hágalo usted mismo”, un tratamiento remoto “inaceptable y potencialmente inseguro de las maloclusiones“.

Los entes establecen en el documento los requisitos básicos que deben cumplirse para cualquier tratamiento de ortodoncia:

-Cualquier tratamiento de una maloclusión representa una intervención médica en el sistema estomatognático, por lo que debe ser ejecutado exclusivamente por un dentista.

-Todo tratamiento de una maloclusión debe ser precedido por una exploración clínica completa del paciente. Asimismo, requiere la evaluación de diferentes imágenes diagnósticas para poder hacer una correcta planificación del tratamiento con el fin de identificar contraindicaciones o factores de riesgo especiales.

-Cualquier tratamiento de una maloclusión requiere una monitorización clínica periódica. Es esencial para evaluar el progreso del tratamiento, pero también para detectar de forma precoz posibles complicaciones como movimientos dentarios no deseados u otras patologías intraorales.

En conclusión, el tratamiento aplicado por el propio paciente y el tratamiento realizado exclusivamente a distancia tiene que ser rechazado por ser potencialmente lesivo para la salud del paciente.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

*