Al debilitarse el sistema inmune en las personas con VIH, las primeras señales podrían verse en la cavidad bucal, pues son comunes infecciones y otros problemas como boca seca, candidiasis, gingivitis, periodontitis, úlceras y llagas.

Quedó establecido en la XXX Reunión de la Comisión Nacional de Coordinación y Seguimiento de Programas de Prevención de Sida, en la que participó activamente el Consejo General de Dentistas de España, representado por Camilo Miguel Sáinz Ruiz, presidente de la Junta Provincial de Odontólogos y Estomatólogos de Soria.

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud el VIH sigue siendo uno de los principales problemas para la salud pública mundial. A junio de 2019 se habían diagnosticado 88.135 casos de pacientes infectados por el virus en España y se estima que haya otras 20.000 personas no diagnosticadas.

El Consejo explicó en un comunicado que los odontólogos están preparados para ayudar a los pacientes a enfrentar este tipo de enfermedades, si se presentan.

Las afecciones pueden ser dolorosas y dificultarán la masticación y la deglución, empeorando la calidad de vida del paciente.

“Mediante un examen bucal, los dentistas podemos prevenir la mayoría de las lesiones orales asociadas a esta enfermedad, incluso puede ser el primer paso para la detección y el tratamiento de esta enfermedad”, aseguró el presidente del Consejo de Dentistas, Óscar Castro, en el comunicado.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

*